Centro de Gravedad.
octubre - diciembre

Centro de gravedad.

‘Centro de gravedad’ es el nuevo proyecto que la artista Alejandra Freymann (Xalapa, México, 1983) ha preparado para la galería Artnueve. Esta exposición se plantea como un desarrollo de las líneas de investigación de trabajos anteriores, si bien ahonda en esta ocasión en el carácter simbólico de los elementos del paisaje: el interior de los volcanes, la presencia del azufre, el fondo de los océanos. Las entrañas de la Tierra se imponen a las historias domésticas. Una búsqueda del origen o del eje de gravedad que puede articular el caos.
Una multitud de pequeños objetos aparecen delicada y concienzudamente ordenados sobre la mitad superior de un lienzo. La otra mitad es ocupada por el vacío. Arriba están aquellos resortes discursivos de su obra: animales, personas, objetos que funcionan como un puctum, una llamada de atención a la mirada del espectador. Ahora no construyen historias, están dispuestos como herramientas de trabajo, como un catálogo visual. Son elementos de un lenguaje propio, anterior al lenguaje estructurado y cotidiano de la palabra: ‘Imagino un universo previo al lenguaje, al símbolo y a la interpretación’.
Freymann ha inventado un código personal que escapa de la literalidad, de la narración simplificada, ayudándose de los menores recursos, y aquí los expone de manera sincera. Es en el ámbito del enigma, de las múltiples interpretaciones, donde el espectador podrá encauzar una lectura abierta y libre, llena de índices, trayectorias y caminos.
Según sus propias palabras: ‘He procurado, a través de conceptos de aleatoriedad, fuerza, gravedad y armonía, realizar una labor de depuración pictórica donde la idea de origen se expande, permitiéndome hacer una reflexión sobre el origen de mi propio vocabulario pictórico’. De esta manera, las escenas quedan simplificadas al extremo, vaciándose el paisaje de elementos anecdóticos, tomando protagonismo la propia escenografía donde sucedían las historias. El paisaje constituye una nueva narración hecha de silencios y de enigmática factura. Importan ahora las atmósferas, la penumbra que todo lo invade, las grandes distancias y los planos de color, un universo expandido y liviano donde es difícil encontrar un eje de gravedad.
Es en una contradicción en la que la obra de Alejandra cobra su mayor potencia. Ella plantea determinadas situaciones, sustrayendo y añadiendo, haciendo que la ambigüedad sea la característica del misterio. Al igual que en los sueños nocturnos, en la simple oscuridad absoluta aparecen los miedos más poderosos y nítidos, la imaginación interpretativa se activa plenamente como herramienta.
La artista lanza una pregunta en su propuesta pictórica: ¿cómo es posible encontrar el centro cuando todo está dislocado? Quizá tengamos que volver a la naturaleza más primitiva, a la idea sublime del hombre frente al abismo para poder responder, o para poder balbucear alguna palabra.
Alejandra Freymann es una de las artistas jóvenes más importantes con proyección internacional. Su trabajo ha podido verse en las ferias de arte más importantes del mundo, Basel Suiza, Maco México,Untitled Miami, Basel Miami…
Su obra se ha podido ver en diferentes instituciones y está presente en numerosas colecciones como:
Deutsche Bank, London, Fundación Antonio Pérez, Cuenca, España, Fundación Cajasol, Sevilla, España, Fundación Canaria para el Desarrollo de la Pintura, Las Palmas de Gran Canaria, España Torre Espacio, Madrid, Museo de Arte Moderno y Contemporáneo de Santander y Cantabria